Ceguera al Cambio Gradual

Ceguera al Cambio Gradual
4.9
(56)

Los Cambios que no Vemos por la Ceguera al Cambio Gradual

La ceguera al cambio gradual es el fenómeno que ocurre cotidianamente en nuestras vidas al no percibir cambios que se producen en las personas o contextos. A medida que pasa el tiempo vamos envejeciendo, sin embargo no notamos diariamente esos cambios, lo podemos percibir luego de un tiempo prolongado.

Para poder explicar este fenómeno te proponemos hacer el siguiente experimento. Durante unos segundos veras un video de una escena en el campo y deberás descubrir si algo cambia.

Antes de seguir leyendo, si te parece que nada se a modificado en la escena te proponemos a que mires varias veces el video. Porque hay un cambio gradual que se produce y es muy difícil de percibir.

Hay muchas posibilidades de que no hayas detectado el cambio gradual, si miras la parte derecha de la hierva notaras que va desapareciendo progresivamente.

¿Qué es la Ceguera al Cambio Gradual?

A nuestro alrededor se están produciendo cambios constantemente pero nos resultan imperceptibles porque la variación no es abrupta. Por ejemplo, nuestro pelo crece día a día pero no lo notamos hasta que no haya pasado al menos un mes o más tiempo.

El trayecto que realizamos desde nuestra casa hasta el sitio de trabajo suele ser el mismo, y lo repetimos a diario. Sin embargo es muy probable que no detectemos pequeñas variaciones que se producen a diario.

Si pasamos caminando o en auto o en un bus frente a una fachada de un edificio todos los días, ¿podríamos detectar los cambios diarios que se producen a su alrededor?. Mira la siguiente foto, para detectar el crecimiento del árbol tuvo que pasar mucho tiempo, el cambio gradual fue imperceptible.

Ejemplo Ceguera al Cambio Gradual
Ejemplo Ceguera al Cambio Gradual

Los experimentos han demostrado que los cambios dramáticos en el campo visual a menudo pasan desapercibidos si se introducen de forma gradual.

Te recomendamos que leas  El Nombre de los Juguetes

El fenómeno también se puede presentar si los cambios se introducen de manera intermitentemente, o si son abruptamente introducidos o sacados a distintos intervalos de tiempo, pero en estos casos ya no sería una “ceguera al cambio gradual”.

¿Cómo valoras este contenido?

¡Haz click en una estrella para calificarla!

Si te gustó este contenido...

¡Compartilo en redes sociales!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *