Disonancia Cognitiva y la Teoría del Autoengaño

Disonancia Cognitiva y la Teoría del Autoengaño
3.4
(53)

La Disonancia Cognitiva y la Teoría del Autoengaño

La disonancia cognitiva y la teoría del autoengaño hace referencia a un razonamiento que justifique ideas y comportamientos contradictorios. La disonancia cognitiva se refiere a la tensión interna del sistema de ideas, creencias y emociones (cogniciones) que percibe una persona que tiene al mismo tiempo dos pensamientos que están en conflicto, o por un comportamiento que entra en conflicto con sus creencias.

Es decir, el término se refiere a la percepción de incompatibilidad de dos cogniciones simultáneas, todo lo cual puede impactar sobre sus actitudes. En 1957, el psicólogo Leon Festinger formuló la teoría de la disonancia cognitiva en su obra “A Theory of Cognitive“.

La teoría plantea que al producirse esa incongruencia las personas se ven motivadas a realizar razonamientos para reducir la tensión y conseguir que el conjunto de sus ideas y actitudes encajen entre sí. Los individuos generan ideas y creencias nuevas y construir una cierta coherencia interna.

Festinger explica que las personas tienen una fuerte necesidad interior que les empuja a asegurarse de que sus creencias, actitudes y su conducta son coherentes entre sí.

El experimento que explica el autoengaño

El experimento lo llevó adelante Leon Festinger y su colega Merrill Carlsmith en 1957. El mismo consistía en que un grupo de estudiantes de la Universidad de Standford realizaran tareas aburridas y monótonas.

Los estudiantes debían mover unas clavijas y palancas, las acciones eran siempre las mismas. No era una tarea difícil, no era motivadora, no generaba ningún tipo de interés y era repetitiva.

Se dividieron a los estudiantes en tres grupos: A, B y C, al grupo A se les agradeció por el trabajo. A los otros dos grupos se les pidió que le dijeran a un un grupo de estudiantes que aceptaran hacer el experimento porque las tareas a realizar eran divertidas.

Te recomendamos que leas  Espectador Apático o Efecto Espectador

Al grupo B se le ofreció 1 dólar a cada sujeto para que le mintiera a los nuevos estudiantes y los convencieran de hacer el experimento. Mientras que al grupo C se le ofreció 20 dólares, ambos grupos debían mentir sobre el aburrimiento de las tareas.

Una semana más tarde, Festinger llamó a los estudiantes del experimento para preguntarles qué les había parecido la tarea. El grupo A y C respondió que las tareas habían sido aburridas, mientras que el grupo C respondió que le habían parecido divertidas.

Conclusiones

El resultado del experimento está relacionado al grupo B, ¿por qué los sujetos de este grupo, que habían recibido 1 dólar, afirmaron que la tarea había sido divertida?.

Los investigadores concluyeron que las personas experimentan una disonancia entre las cogniciones en conflicto. Al recibir sólo 1 dólar, los estudiantes se vieron obligados a cambiar su pensamiento, porque no tenían otra justificación.

Un dólar era insuficiente y producía disonancia cognitiva en los miembros del grupo B. En cambio, los que habían recibido 20 dólares tenían una justificación externa para su comportamiento, y por tanto experimentaron menos disonancia.

¿Cómo valoras este contenido?

¡Haz click en una estrella para calificarla!

Si te gustó este contenido...

¡Compartilo en redes sociales!

Te pueden interesar las siguientes publicaciones:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *